Image

Breve explicación de una postura que utilizo en ocasiones en pacientes neurológicos (variable patología) con una elevada recuperación, en los que me interesa estirar tendón de Aquiles, mejorar el control de rodilla, cadera y tronco. Haciendo especial hincapié en que esta posición los receptores articulares son estimulados sobremanera. Cabe decir, que la variable de “demi plié” es realizada SIEMPRE, en pacientes con afectación neural cuya evolución ha sido favorable a lo largo del tiempo y cumplen los siguientes requisitos:
-Bidepestación estática autónoma.
-Ajustes posturales anticipatorios y adaptativos presentes.
-Músculatura hipertónica pero no espástica, que responde bien a la terapia manual y al movimiento dirigido.
-Sin problemas de carácter vestibular, cardíaco, de trofismo o degenerativo.

Para llegar a la variante de la posición de ballet “demi plié” partimos de:

Una posición de bipedestación, con los pies situados al nivel de las caderas, y en posición neutra.
El sujeto deberá realizar una flexión de rodillas, hasta que estas rebasen los 90º de flexión, manteniendo en todo el descenso el tronco erguido y quedándose en esta posición.
El sujeto puede estar agarrado al fisioterapeuta, con sus codos a 90º de flexión.

Image

A diferencia de en la foto, donde apreciamos como el tronco esta inclinado, el sujeto puede tener  su tronco erguido y nosotros podemos sujetarle con nuestras manos.
Las acciones que podemos realizar sobre el paciente una vez en esta posición son variadas; desde desplazamientos laterales a desplazamientos anteroposteriores, con segmentos de su cuerpo, o con él en su conjunto, podemos incluso lanzarlo al suelo en búsqueda de respuestas adaptativas (que el paciente eche sus manos y se proteja).

A continuación describo los que a mi parecer son los objetivos de esta posición para el paciente.

A nivel anatómico:

-Estiramiento musculatura glútea e isquiotibiales proximales.
-Estiramiento musculatura extensora de rodilla.
-Aumento rango articular en flexión de cadera, rodilla y flexión dorsal de tobillo.
-Puesta en tensión de ligamentos, sobre todo en aquellas articulaciones que son llevadas al límite.

A nivel propioceptivo:

-Estimulación receptores articulares tobillos, rodillas y caderas.
-Estimulación graviceptores.
-Estimulación receptores articulares vertebrales.

A nivel funcional:

-Activación ajustes posturales anticipatorios (APAs) en musculatura íntrinseca del pie.
-Activación APAs en musculatura vertebral postural (multífidos).

Y como no, podemos pasarnos directamente a bipedestación desde ahí, con o sin ayuda, pero pidiendo una buena actividad de la musculatura extensora de cadera, quedando una vez el paciente este en pie, una extensión completa de caderas, con una pelvis en una posición correcta y las cargas repartidas correctamente entre los dos MMII.

Esta práctica me ha dado excelentes resultados en pacientes atáxicos,  lesionados medurales (lesión por debajo de L4) y pacientes en recuperación avanzada de ACVs, o TCE.